Visualiza cada tema de este Panel de Tecnología de la Moda en nuestro canal de YouTube:

[Parte 1] ¿La inteligencia artificial está matando la creatividad? (Orador invitado: Peter Jeun Ho Tsang)
[Parte 2] Nueva distribución: ¿El futuro de las tiendas presenciales? (Orador invitado: Sandy Bontout)
[Parte 3] ¿Puede el marketing de los influencers impulsar la moda sostenible? (Orador invitado: Kamila Boudova)
[Parte 4] ¿Son los robots los artesanos de la moda del futuro? (Orador invitado: Jean-Marc Chauve)

¿Qué tienen en común los humanos, los edificios, los vertederos, la espiritualidad y los robots?

Antes del lanzamiento de su programa de tecnología de la moda, el miércoles 26 de septiembre, IFA Paris celebró un panel centrado en el papel de la tecnología en la moda moderna. Anastasios Sofroniou embarcó a expertos panelistas en un vuelo sobre el terreno de la tecnología de la moda, desde el diseño hasta la producción, el comercio minorista y la sostenibilidad.

Peter Jeun Ho Tsang abrió la noche, desentrañando el creciente papel de la inteligencia artificial en la creatividad y el diseño de modas. Peter destacó la importancia de la creatividad de la inspiración humana como fuente de autenticidad en el diseño de moda. Aunque admite mejoras en la velocidad y la eficiencia del proceso de diseño, Peter prevé un futuro en el que la creatividad siga siendo una función inherentemente humana, facilitada y transmitida a través de la tecnología.

Después, Sandy Bontout abrió una ventana hacia el futuro de la distribución de la moda.  Bontout destacó las ventajas operativas y financieras de los omnicanales eficaces que aprovechan cada vez más la eficiencia del cumplimiento de pedidos en línea y la experiencia enriquecedora de las compras en la tienda. Sandy señaló que, en contra de esta tendencia, los clientes aún prefieren buscar productos en línea y comprar en la tienda. Además, Sandy explicó la tendencia al alza de los directores creativos afines a las celebridades en decremento de la tradición de nombrar directores puramente creativos. Bontout vinculó esto con la influencia cada vez mayor del mundo digital en la moda, así como al papel de los influencers del mundo.

Algunos influencers ocuparon el centro de la escena como Kamila Boudova, una voz global en la moda sostenible que subió al escenario. Kamila hizo hincapié en la necesidad de reformar la perspectiva de la sostenibilidad antes de que los influencers puedan impulsar el consumo de manera sostenible. Kamila elogió a los microinformadores, quienes, gracias a su autenticidad, están mejor equipados para impulsar la moda hacia la sostenibilidad. Más importante aún, compartió su experiencia a la hora de animar a las marcas a buscar la sostenibilidad con honestidad. La industria de la moda no se volverá sostenible de la noche a la mañana, pero con cada milímetro que se gane en esa dirección con la ayuda de todos los actores en el mundo de la moda, la industria podrá avanzar irreversiblemente hacia la sostenibilidad. Advirtió contra la tendencia greenwashing o lavado ecológico de pequeños segmentos en la línea de productos, en un esfuerzo por hacerlos parecer sostenibles, asegurando que, a corto plazo, la conveniencia del lavado ecológico es insostenible. Desde esta perspectiva, destacó el papel del consumidor a la hora de impulsar la demanda de moda sostenible.

Peter Jeun Ho TsangKamila aboga por un enfoque basado en valores para reemplazar la mentalidad prevaleciente de la caza de la oferta, la cual en su experiencia personal proporciona una conexión espiritual más sólida. Se siente bien al saber que las prendas que usa no dañan el planeta que se las regaló.

El director creativo de IFA Paris, Jean-Marc Chauve, cerró la noche con una evaluación de la capacidad de los robots para convertirse en artesanos de la moda. Jean-Marc señaló las limitaciones de la producción robótica en cuanto a las prendas de lujo se refiere. Por un lado, las máquinas más avanzadas son incapaces de manejar telas flexibles, las cuales son el pilar de las prendas de lujo. Por otro lado, a día de hoy las máquinas son incapaces de ejecutar complicados e intrincados diseños necesarios en la mayoría de las prendas. Aparte de esto, las empresas de la moda también deben tener en cuenta las implicaciones sociales de este cambio hacia la automatización. Entre los abusos contra los derechos humanos que aquejan a la industria de la subcontratación tradicional y las pérdidas de empleos que pueden resultar de la sustitución total de humanos por parte de máquinas, las marcas deben comprender los méritos y desventajas de los robots artesanos en el valor de su marca.

Para más información sobre los programas de tecnología de la moda de IFA Paris, por favor, dirígete a: Diploma de Postgrado: Innovación en Tecnología de la Moda y Curso Corto en Tecnología de la Moda.